• Vida Zero Waste

Receta: exfoliante corporal con café

En Vida Zero Waste creemos que es posible cuidar de nuestra piel todo el año con productos naturales. También creemos que no siempre hace falta gastarse mucho dinero en productos de cosmética: a veces podemos recurrir a ingredientes de nuestra despensa como alternativa. Por eso, hoy queríamos compartir otra receta zero waste súper fácil y para la que sólo necesitarás 3 ingredientes: un exfoliante corporal hecho a base de café, azúcar y aceite.



La mayoría de exfoliantes comerciales llevan pequeñas bolitas que exfolian pero que están hechas de micro-plásticos. Estos, una vez usado el producto, se van por el desagüe pero no se descomponen, por lo que son muy dañinos para el medio ambiente e, incluso, para nosotros. De hecho, se calcula que ingerimos unos 50.000 micro-plásticos al año.


Los exfoliantes caseros son una alternativa perfecta a los comerciales: no contienen micro-plásticos y puedes hacerlos re-utilizando productos que ya tienes en casa.


Para la receta que os traemos hoy, el café es el ingrediente más importante. Es un anti-inflamatorio natural, desintoxica la piel y ayuda a reducir la piel de naranja y la celulitis. Así que antes de compostar o tirar tu café usado, puedes darle una segunda vida preparando este exfoliante. (Nota: nos referimos a café de cafetera, nunca café instantáneo).


Vamos con la receta:


  1. Pon el café de una cafetera a secar. Una vez seco, estará listo para ser usado.

  2. Necesitarás también un bote que cierre bien. Puedes usar un bote de cristal que tengas por casa o reutilizar un bote vacío de algún otro producto (por ejemplo, el bote de nuestra pasta de dientes e Ben&Anna es fantástico). Una vez tengas tu bote, coloca el café seco en él.

  3. A continuación añade el azúcar (unas tres o cuatro cucharadas de postre bastarán). El azúcar, al tener el grano más grande que el café, ayudará a exfoliar bien la piel.

  4. Finalmente añade unos 20ml -o 2 cucharadas soperas- de aceite. Nosotros añadimos nuestro aceite de almendras dulces, pues es súper hidratante y además ayuda a reducir las estrías, pero puedes utilizar también aceite de jojoba o incluso aceite de coco.

  5. Finalmente mezclamos todo y obtendremos un ungüento perfecto para exfoliarnos el cuerpo e incluso la cara (eso sí, sin frotar mucho para no dañar la piel del rostro, pues es más sensible que la del cuerpo). Podéis añadir más aceite si os ha quedado muy seco o más café si os ha quedado muy liquido.

Como último consejo os recordamos que para exfoliaros bien no hace falta apretar, con aplicar la mezcla suavemente en movimientos circulares basta. Y hacedlo siempre con la piel húmeda.


Este exfoliante os puede durar entre 1 y 2 meses y tardaréis solo 3 minutos en hacerlo. Además, reusareis ingredientes y cuidaréis de vuestra piel evitando los plásticos. Mejor imposible, ¿no? ;)


148 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo